La historia del anillo de Keith Richards

Keith Richards, el famoso guitarrista de los Rolling Stones, luce en el dedo medio de su mano derecha un anillo con una calavera desde hace más tiempo del que puedo recordar.

Este bonito anillo fue obra de los joyeros Bill Hackett y David Cours (ambos graduados en The Royal College of Art de Londres), amigos de Keith Richards y de la que fue su pareja por aquellos años, la modelo y actriz Anita Pallenberg.

Ambos estaban trabajando en un pequeño esqueleto humano de plata y, cuando sacaron el cráneo de su molde, tuvieron una epifanía. Se acercaba el cumpleaños de Keith (cumplía 35 en Diciembre de 1978) y pensaron que ese sería un buen regalo para él.

Hicieron un anillo con esa calavera como regalo para Keith. De inmediato, Hackett y Cours recibieron multitud de pedidos de reproducciones de ese anillo, pero ellos siempre se negaron. En 2008, con la aprobación de Keith, sacaron al mercado una réplica del anillo.

Desde ese momento, rara vez se ha visto a Keith Richards sin su anillo en el dedo. En entrevistas, en conciertos, en actos sociales y hasta en los videoclips promocionales de la banda, Keith siempre ha llevado puesto su anillo de calavera.

De joven, de no tan joven y Rockeando, el bueno de Keith siempre acompañado de su inseparable anillo.

Considerado por muchos como uno de los mejores guitarristas de todos los tiempos y fundador de la mítica banda Británica The Rolling Stones, Keith Richards ha dejado una enorme huella en el panorama musical desde la fundación de la banda en el año 1962 y ha influenciado a miles de músicos a lo largo de todos estos años. Su innegable aportación al mundo de la música quedará para los anales de la historia y futuras generaciones de aficionados a la música seguirán admirando la obra de este hombre que, por si esto fuera poco, además, es un gran tipo y le gustan las calaveras.

Sígueme en: