Lámparas

Usada desde la antigüedad clásica con el fin de aumentar los medios de iluminación, durante el Imperio Romano tuvieron formas variadas y se hicieron de materiales muy diversos, como hierro, bronce, plata y barro cocido, entre otros. En la Edad Media se usaron lámparas en forma de corona o de cruz (Venecia, San Marcos) por su significado simbólico, pero también se crearon otros temas decorativos más fantásticos y menos relacionados con la inspiración religiosa.

Durante el Renacimiento, las manufacturas de Murano y Bohemia produjeron bellísimas lámparas de vidrio con motivos ornamentales y escenográficos. La iluminación con gas no produjo grandes cambios en la inventiva de los fabricantes. Entonces comenzó el uso de las pequeñas lámparas de pared, llamadas apliques, preferidas a las de bóveda, porque resultaban más manejables y adecuadas para crear aquella atmósfera de intimidad característica de las casas del Siglo XIX.

En el Siglo XVIII se produjo un gran avance en las lámparas cuando las mechas redondas fueron sustituidas por mechas planas, que proporcionaban una llama mayor. El químico suizo Aimé Argand inventó una lámpara que empleaba una mecha tubular encerrada entre dos cilindros metálicos, alimentada a petróleo. El cilindro interior se extendía hasta más abajo del depósito de combustible y proporcionaba un tiro interno. Argand también descubrió el principio del quinqué, en el que un tubo de vidrio mejora el tiro de la lámpara y hace que arda con más brillo y no produzca humo, además de proteger la llama del viento. El tiro cilíndrico interior se adaptó después para utilizarlo en lámparas de gas inventadas por Philippe Lebon.

En 1878, Thomas Alva Edizon perfeccionaría un sistema que venia de 1813, la luz eléctrica, inventando la lamparita o bombilla incandescente, que llevó la luz hasta los hogares más modestos. A finales del siglo XIX, ambas formas de iluminación dieron paso a las lámparas eléctricas incandescentes y fluorescentes.

Con la aparición de la tecnología LED, las lámparas en diversos ámbitos se vieron beneficiadas por un menor consumo energético a una misma intensidad lumínica, lo que propició una buena aceptación por las personas que deseaban mantener un buen nivel de iluminación a la vez que se ahorra un buen dinero en la factura de la luz.

Cuando empieza a oscurecer y la penumbra comienza a apoderarse de los rincones más tenebrosos de nuestro hogar, es el momento de encender alguna luz que auyente a los monstruos que habitan en la oscuridad.

Bromas aparte, una buena lámpara con forma de calavera siempre es una forma divertida de iluminar cualquier estancia cuando cae la noche y necesitamos un poco de luz.

Luz Nocturna Lámpara De Cambio De Luz
Luz de noche Luz de calavera USB/Batería
Luz De Noche 3D, Ilusión Óptica Led Calavera
Lámpara De Ilusión Óptica 3D,Calavera Led
Calavera 3D Ilusión Lámpara Led Luz Escritorio Micro Usb

Precio: 54,98€

Precio + envío: 17,53€ + 5,99€

Precio + envío: 17,44€ + 6,66€

Precio + envío: 17,34€ + 6,99€

Precio + envío: 18,47€ + 6,65€

C Lámpara De Ilusión 3D Led Luz De Noche
Halloween Calavera Forma 3D Lámpara Luz Led Usb
3D Lámpara Óptico Illusions Luz Nocturna
Lámpara de cambio de luz nocturna de color LED
Calavera Lámpara De Ilusión Led 3D

Precio + envío: 15,99€ + 4,99€

Precio + envío: 15,99€ + 4,99€

Precio + envío: 18,46€ + 6,66€

Precio + envío: 18,84€ + 6,99€

Precio + envío: 17,29€ + 6,66€