Tirantes

La historia apunta a que los primeros tirantes vienen, en su origen, de unas pequeñas tiras que se ajustaban a las pantorrillas para sujetar los calcetines y que de ahí, en Francia, en el siglo XVIII, surgieron las tiras de tela que se pasaban por encima de los hombros y se sujetaban en el pantalón con trozos de seda.

Pero los tirantes que conocemos hoy en día datan del siglo XIX, siendo obra del diseñador Británico Albert Thurston, el Rey de los tirantes de Fulham, quien mantuvo las tiras de tela pero añadió en sus extremos unos ojales de piel para que estos pudieran ser abotonados a la cinturilla del pantalón.

Cuando los pantalones de talle alto acapararon todos los escaparates y la moda masculina, este accesorio se convirtió en un imprescindible en los armarios de todos los hombres de la época.

En sus inicios, los tirantes eran un accesorio interior que se situaba encima de la camisa y debajo de la chaqueta.  La camisa también era considerada como una prenda interior, ya que estaba totalmente prohibido quitarse la chaqueta. Actualmente, los tirantes, igual que la camisa, pueden lucirse sin otra prenda encima, permitiendo que se vean y que formen parte del vestuario visible de quien los porta, siendo un elemento elegante y sobrio.

Sujeta esos pantalones a la vieja usanza con unos buenos tirantes elásticos, para que puedas ir cómodamente por doquier.

Si no te gusta usar cinturón, aquí tienes una alternativa muy elegante que te liberará de las incomodidades que te pueda ocasionar el tener que apretarte la cintura.

WIDMANN ? Tirantes Calavera y huesos cruzados
WIDMANN Tirantes calavera para adulto – Única
Tirantes Blue Banana
Amakando Tirantes Día de los Muertos
Brubaker – Tirantes con diseño de calavera

Precio: 11,50€

Precio: 13,27€

Precio: 5,38€

Precio + envío: 6,19€ + 6,00€

Precio + envío: 9,99€ + 9,99€